lunes, 15 de noviembre de 2010

Estrellas de Mar (Asteroideos)


Las estrellas de mar pertenecen a la familia de los Equinodermos y es uno de los invertebrados marinos más famosos que existen.
Su forma más característica es la estrella de cinco brazos, pero pueden tener desde tres hasta cincuenta. En este último caso se les suele llamar "soles".


En la cara inferior de la estrella de mar está la boca, justo en el centro del disco central, mientras que los brazos están repletos de cientos de pequeños tentáculos cuyo extremo tiene una potente ventosa gracias a los cuales les permite moverse y atacar a sus presas.

En la cara superior, justo en el centro, se encuentra el ano. Además, los brazos poseen una serie de protuberancias y espinas que les permite moverse mejor en el agua, enterrarse en la arena y defenderse.

La reproducción puede ser sexual o mediante la gemación. En la primera de ellas, la estrella de mar produce miles de huevos con larvas, a los cuales abandona. Estos huevos han podido ser fecundados por otra estrella de mar o por la misma, ya que la mayoría de las especies son hermafroditas. Aquí os dejo una fotografía de larvas de estrella de mar.



En el segundo caso, si pierden un brazo, éste se regenera perfectamente. Y si el brazo contiene una quinta parte del anillo central, también creará los otros cuatro brazos y formará una nueva estrella de mar. En el caso en el que el brazo no tenga esta mínima parte de anillo central, morirá de inanición al cabo de un mes, por su incapacidad de poder alimentarse sin aparato digestivo. Aquí tenemos una imagen de un brazo que está ya regenerado.



A pesar de su aparente pasividad en los fondos marinos, se trata de una especie muy agresiva. Cuando una estrella consigue situarse sobre un bivalvo, su comida favorita, lo envuelve con su cuerpo y trata de abrir el caparazón mediante la presión de sus tentáculos. Tras un tiempo de forcejeo, el mejillón, agotado, abre levemente el caparazón y es entonces cuando la estrella de mar saca su propio estómago, lanzándolo sobre el mejillón, para después comenzar a absorberlo y digerirlo. Cuando el bivalvo ya sólo es una espesa papilla, varias horas después, el estómago regresa al interior de la estrella de mar y ésta comienza la búsqueda de una nueva víctima.

Por último, os dejo con un video muy interesante en el que se ve cómo engulle comida una estrella de mar en cautividad aquí.


Saludos a tod@s!!!

2 comentarios:

  1. Una pasada, no tenia ni idea, la verdad es que con lo tranquilitas que parecen, menudas bichas!
    un beso

    ResponderEliminar